por Carmen Carvajal Sarabia en 4 mayo, 2018
8 min read

Si estás planeando tus próximas vacaciones en Sudáfrica, seguramente ya le hayas echado el ojo a la Ruta de los Jardines. Sí, esa ruta que recorre gran parte del sur del país y que permite descubrir un sinfín de maravillas naturales y actividades de aventura: desde ballenas surcando el océano Atlántico hasta el puente más alto del mundo para practicar puénting.

Por no hablar de los impresionantes paisajes que te encontrarás en tu camino: playas de aguas cristalinas, ríos infinitos y majestuosas montañas salpicadas de valles y hermosos campos de flores. En definitiva, un sinfín de posibilidades que pueden llegar a apabullar al viajero más calmado si no prepara cada día de su aventura con bastante antelación.

Y para evitar estreses innecesarios y asegurar que tu aventura en la famosa Ruta de los Jardines sea lo más emocionante posible, en este artículo hemos preparado un perfecto itinerario de cinco días que cumplirá todas tus expectativas.

¿Preparado? Allá vamos:

Un joven practica tirolina en Tsitsikamma, en la Ruta de los Jardines

Tirolinas en el Parque Nacional de Tsitsikamma, en la Ruta de los Jardines

Primer destino: Hermanus

Viajar en los meses de julio y agosto —el invierno sudafricano— puede tener sus ventajas: comienza la temporada de ballenas en las costas del país. Así que, si vuelas directamente hasta Ciudad del Cabo, no hay duda de que tu primera parada obligatoria en la Ruta de los Jardines debe ser Hermanus, una pequeña localidad costera famosa por ser uno de los mejores lugares del país para el avistamiento de estos grandes cetáceos.

Un destino que difícilmente decepcionará: desde el momento en el que te montes en el coche para emprender el camino hasta esta región, las sinuosas carreteras del país te mostrarán una espectacular sucesión de paisajes de ensueño, hermosos acantilados acompañados de vistas panorámicas del océano y del límpido cielo.

Hermanus será la primera parada en tu viaje por la Ruta de los Jardines

Hermanus será la primera parada en tu viaje por la Ruta de los Jardines

Una vez te encuentres en Hermanus, comprobarás fácilmente por qué está considerada como el corazón de la conocida “Ruta de las ballenas”. Aquí no hará falta que te adentres en el mar para poder asombrarte con los movimientos de estos bellos animales marinos, sino que las ballenas se pasean tranquilamente a pocos metros de la orilla.

Y tranquilo, si durante tu estancia en la ciudad no tienes la suerte de escuchar el característico sonido de un cuerno Kelp —el tradicional instrumento que avisa a sus visitantes de la presencia de ballenas en la costa—, esta región ofrece muchas más actividades. Explora la belleza de los alrededores y descubre por qué Hermanus forma parte de la región floral del cabo, o diviértete con las múltiples actividades que la ciudad tiene para ofrecer. En temporada alta el ambiente es una vibrante mezcla entre locales y turistas, haciendo imposible que te aburras.

Descubre aquí dónde alojarte en Hermanus.

Una ballena saliendo del agua en Hermanus, Sudáfrica

En Hermanus podrás disfrutar del avistamiento de ballenas en el océano Atlántico

Segundo destino: Overberg y el Cabo de las Agujas

En tu segundo día en esta maravillosa aventura, deja atrás Hermanus para seguir adentrándote en la magnífica región de Overberg, conocida por su diversidad de paisajes y las múltiples atracciones que pueden encontrarse en sus alrededores.

Sigue bordeando la costa del país hasta llegar al Cabo de las Agujas, uno de esos lugares repletos de historia y misterio que caracterizan al continente africano. Famoso por ser el punto más sur de África, por sus turbulentas aguas —donde se unen las corrientes del océano Atlántico y el Índico— han navegado millares de navíos en un intento de sobrepasar el extremo sur del continente africano.

Señal del Cabo de las Agujas, en la Garden Route

El Cabo de las Agujas es el punto más meridional de África

En tu visita a este histórico enclave tendrás la oportunidad de realizar numerosas rutas de senderismo por la costa, contemplar el imponente faro que se alza en el cabo desde 1848 y visitar el Museo del Naufragio para contemplar algunas de las reliquias encontradas en antiguos barcos hundidos.

Pero más allá del Cabo de las Agujas y Hermanus, Overberg tiene mucho que ofrecer: explora De Hoop, una de las múltiples reservas naturales que salpican su paisaje, déjate caer por las playas de Arniston y visita Swellendam, la tercera ciudad más antigua de Sudáfrica. Las posibilidades en esta región son infinitas, tan sólo hay que saber aprovecharlas.

Descubre aquí dónde alojarte en Overberg.

Un grupo de avestruces en Overberg, en la Garden Route

Los vastos campos florales de Overberg son hogar de grandes grupos de avestruces

Tercer destino: Knysna

En tu tercer día de viaje te espera un largo recorrido hasta alcanzar Knysna, un encantador pueblo costero que con el paso de los años se ha convertido en una de las principales atracciones de la Ruta de los Jardines.

Pero tranquilo, si a lo largo del camino sientes que necesitas tomarte un pequeño respiro y despegar tus manos del volante, tenemos la solución. Justo antes de llegar a Knysna se encuentra Wilderness, una pequeña localidad repleta de lagos y lagunas, cuyas tranquilas costas harán las delicias de los amantes de la naturaleza. Una vez hayas recargado las pilas en este acogedor pueblo, es hora de emprender el último tramo hasta Knysna.

El puerto de Knysna, en la Garden Route

El puerto de Knysna, en la Ruta de los Jardines

Una vez alcanzado tu destino, pasea por el bullicioso puerto de Knysna, admira los grandes acantilados que protegen su enorme laguna — conocidos como “The Heads”— y recorre en ferri sus aguas hasta llegar al océano Índico. Practica snorkel, submarinismo y explora la belleza de la reserva natural de Goukamma. Aquellos que quieran vivir una experiencia lo más natural posible no pueden perderse el Knysna Elephant Park. En este refugio para elefantes podrán descubrir mucho más sobre estos magníficos animales desde un punto de vista educativo y responsable.

Descubre aquí dónde alojarte en Knysna.

Explorando la Garden Route en canoa

En Knysna se pueden practicar múltiples actividades

Cuarto destino: Plettenberg Bay

A tan sólo unos pocos kilómetros de Knysna se localiza Plettenberg Bay, otra de las paradas obligatorias para cualquiera que decida recorrer la Ruta de los Jardines. Erigida junto a la desembocadura del río Keurbooms en el océano Índico, esta pequeña ciudad costera es, probablemente, uno de los destinos con más actividades disponibles de la región.

Dejando a un lado sus hermosas playas y sus numerosos restaurantes donde poder relajarte y degustar la exquisita cocina local, Plettenberg Bay se encuentra a corta distancia del Parque Nacional Tsitsikamma, un frondoso bosque famoso por sus múltiples rutas de senderismo y su amplia variedad de actividades: explora sus aguas en kayak, sobrevuela las copas de los árboles en tirolina o practica puénting desde el puente más alto del mundo para realizar este deporte.

La bahía de Plettenberg, en la Garden Route

Plettenberg Bay es la puerta de acceso a múltiples actividades y reservas naturales

Y si echas en falta conocer algo más de cerca la vida salvaje africana, descuida: Monkeyland y Birds of Eden se encuentran en las inmediaciones de la ciudad. Ambos refugios de animales ofrecen la oportunidad perfecta para descubrir las múltiples especies de primates y aves que habitan este continente.

Descubre aquí dónde alojarte en Plettenberg Bay.

Paractica canoa en el Parque Nacional de Tsitsikamma

El Parque Nacional de Tsitsikamma es el lugar ideal para practicar deportes de aventura

Quinto (y último) destino: Jeffrey’s Bay

¿Qué mejor manera de finalizar esta emocionante ruta que relajándote en las playas de la Sunshine Coast? La costa del sol sudafricana es hogar de algunas de las mejores playas para surfistas del mundo. Concretamente, en Jeffrey’s Bay tienen lugar varias de las competiciones de surf más relevantes del continente, como Billabong Pro Jeffrey’s Bay o Corona Open J-Bay.

Durante tu estancia en esta localidad podrás disfrutar del avistamiento de los numerosos delfines y ballenas que frecuentas sus aguas; enamorarte del ambiente bohemio y juvenil que respiran sus bares y locales de backpackers; y practicar numerosos deportes acuáticos como buceo, snorkel, kayak, body boarding y navegación.

Descubre aquí dónde alojarte en Jeffrey’s Bay.

Jeffrey's Bay, Sudáfrica, es una de las mejores playas de África para hacer surf

Jeffrey’s Bay es una de las mejores playas de África para hacer surf

Un surfista en la costa de Jeffrey's Bay, Sudáfrica

Un surfista en Jeffrey’s Bay. Crédito de foto: South African Tourism

Y sí, este es el final de nuestro pequeño itinerario por la Ruta de los Jardines, pero puede ser el comienzo de tu próximo viaje. Si siempre has querido visitar Sudáfrica y estás deseando realizar tu propio recorrido por el sur del país, ponte en contacto con nuestros asesores y ellos te ayudarán en todo lo necesario para crear un itinerario a tu medida. No lo dudes, el viaje de tus sueños te está esperando.

 

Otros artículos que tal vez te interesen:

La temporada de ballenas en Sudáfrica: Todo lo que necesitas saber

5 cosas que hacer en la Ruta Panorama

5 hoteles perfectos para descubrir Stellenbosch